sábado, 21 de marzo de 2015

El Insolente Insomnio.

El insolente insomnio es algo aterrador para cualquiera.

Es terrible tener insomnio, a mi de da frecuentemente y cuando de plano veo perdida la noche prefiero levantarme para arreglar cajones o ver los programas que grabo porque ya son muy tarde y no se me vaya a air el sueño, jajaja, que ironía .

Lo peor del insomnio es que cualquier problema o pendiente se magnifica, se vuelve terrible porque solo se piensa en el y hay una cierta negatividad que ronda la noche que provoca que se vuela una pesadilla, no se resuelven los problemas y sufres, de verdad solo se piensan necedades que cuando amanece ves con la claridad del día que efectivamente te preocupaste mucho, dejaste de dormir y fue una tontería.

Amaneces muy cansada y de mal humor y si tienes la suerte de poder dormir un mini rato por la tarde, llegan los niños (que no te hacen el menor caso a esa hora nunca verdad) y te despiertan por cualquier tontería y adiós siesta reparadora.

He tratado con leche tibia (guácala), microdosis, respiraciones profundas, infusiones de numerosas plantas para dormir hasta pastillas de prescripción médica pero hay veces que ni todo eso me ayuda, digo tampoco es que sufra de insomnio diario, pero cuando aparece ya es causa perdida.

He optado por seguir ciertos rituales a la hora de dormir:
Primero cero laptop o teléfono. Te distrae mucho y se te va el sueño en medio de tantas redes sociales.
Segundo:tratar de acostarme a la misma hora y tengo un spray y unas gotas de aroma terapia que creo q si ayudan a relajarme.
Tercero: (bueno no están en orden cronológico) ceno a las 7 de la noche por aquello de la digestión.
Cuarto: todo obscuro cuando ya siento el sueño encima
Quinto: ya al borde de casi estar dormida me gusta rezar y sentir esa conexión con Dios para poder dormir en paz.

Si aparece el insomnio, trato de poner mi mente en blanco y vuelvo a platicar con Dios, pero ya no rezo, ya es una comunión personal donde abrazo mi alma y trato de ponerla en orden si es que hay algo por ahí que me molesta.

A los 40 se que muchas sufrimos del terrible insomnio, he aprendido que si no puedes con el enemigo, únetele, piensa en cosas productivas, lo que jamas debes de hacer de prender tu ipad porque ahí si ya perdiste. 

Publicar un comentario