jueves, 9 de abril de 2015

Miedos ocultos

Los miedos 

"Aprendí que el coraje no era la ausencia de miedo, sino el triunfo sobre él. El valiente no es quien no siente miedo, sino aquel que conquista ese miedo." Nelson Mandela.

Los miedos son una suerte de lobo feroz, no lo ves pero les temes.

Confieso que tengo varios miedos no solo al avión, me asusta la soledad en la tercera edad, eso debe de ser muy duro, dar tu amor y la vida a tu familia y que te abandonen, lo he visto y se me hace súper triste, hay que educar y sensibilizar a nuestros jóvenes para que jamás dejen de lado a los Abuelos que son grandes maestros, llenos de amor y experiencias, hay que dejarlos hablar aunque sea siempre de lo mismo, no importa, son sus recuerdos y hay que respetarlos, ayudarlos a caminar y en todo lo que necesiten, también hay abuelos muy activos así que no hay pretexto, amor con amor se paga y mas en los últimos años de nuestras vidas.

Otro miedo que tengo es perder a las personas que amo, de verdad ya lo he dicho, no soy buena con las pérdidas y creo que jamás lo seré, la simple idea de no volver a ver, a abrazar y a platicar a alguien "mio" es algo que no se enfrentar, cuando mi Abuela y mi Madre murieron tuve que salir adelante porque tenía dos bebes y ahí si no había quien los cuidara, bañara, alimentara, tuve que sobreponerme por ellos, en fin la muerte de alguien es algo que me asusta y mucho.

El no tener salud, eso es terrible, en quien sea, amigos, familiares o la propia, pienso que hay enfermedades que no debería de existir y mucho menos darles a nuestros niños, antes pensaba que era cuestión solamente de la alimentación, pero no, hoy se que aunque tiene muchísimo que ver y que si es cierto aquello de eres lo comes, también hay predisposición genética o simplemente mala suerte, hay que cuidarnos mucho, me ha tocado estar del lado de  no tener salud y es horrible, sobre todo cuando no sabes que va a pasar o esperas un diagnóstico que puede no ser bueno, te da mucho miedo por ti y por la familia, en mi caso si he sentido mucha ansiedad por saber que puedo dejar sin Mamá a mis hijos, gracias a Dios he salido adelante y aquí me tienen aún dando mucha lata, pero siempre es algo como una espinita que se queda y da temor.

A los 40 se que tengo mas miedos, pero no vivo de la mano de ellos, tampoco es algo que tenga presente a diario y no me dejen dormir, creo q son preocupaciones ocultas que todos tenemos, se que hay que enfocarse en todo lo que puede salir bien y siempre ser positivos, lo importante es como dice una amiga querida, es ir por la vida feliz y de la mano de Dios.



Publicar un comentario